¿Por qué empecé a correr?

Posted in Entrenos

Tagged with ,

Si yo empecé a correr, tu también puedes!

Por que empezar a correr

Un detalle para ti: Aunque he querido escribir el motivo por el que empecé a correr, dejo antes el vídeo en el que lo explico, para aquellas personas que antes de leer preferís ver un vídeo.

Recuerdo perfectamente el día que pasó por mi cabeza salir a correr y reconozco que siempre he sido de las personas que, aunque siempre he practicado deporte, evitaba la carrera continua.

En junio de hace 6 años el único deporte que practicaba era la Mountain Bike, por aquella época me compré mi primera bici. Era (y es) una Orbea Tenere a la que le tenía mucho cariño y con ella, casi cada día hacía salidas por toda la zona del Garraf, eso sí casi siempre iba sólo, algo que para nada es recomendable.

Un 12 de junio del 2007 salí con la intención de subir hasta Begues y una vez allí dirigirme hasta el castillo de Eramprunya. Recuerdo que esa mañana hacía mucha calor, supongo que estaríamos entre 28 y 32 grados, el caso es que una vez llegado al punto más alto me bajé de la bici con la mala suerte que al apoyar el pie en el suelo resbalé y al apoyar las manos el hombro izquierdo se salió de su sitio. El dolor en un principio no era el problema, en ese momento fue más la mala sensación de notar el hombro fuera.

Me quedé un rato estirado en el suelo y en ese momento pasó por mi cabeza quedarme tumbado hasta que alguien me viera, pero decidí coger la bici que no tenía más de 4 semanas y empujarla con el brazo derecho hasta la carretera más cercana que se encontraba a no menos de 30 minutos.

No recuerdo ningún momento en mi vida con tanto dolor como el que estaba pasando, gritaba, lloraba… pero en ningún momento quería parar de andar, creía que si paraba me quedaría en el sitio y sin fuerza para reanudar. En algunos momentos estuve a punto de perder el conocimiento y sinceramente no entiendo como no lo perdí, imagino que el cuerpo humano saca fuerzas donde no las hay.

Llegué a una carretera transitada después de más de 30′ (carretera de Begues) y paré al primer vehículo que pasaba en ese momento. Bajaron dos personas a las que estaré siempre agradecido por haberme recogido y llevado al hospital más cercano.

Después de un viaje de 20 minutos que a mi se me hizo eterno, llegué con toda la zona izquierda de mi cuerpo dormida, no podía ni caminar, ni hablar…. Enseguida me atendieron y en no demasiado tiempo pudieron poner el brazo a su posición original.

Pero…. ¿Por qué empecé a correr?

Después de casi un mes con el brazo en cabestrillo y sin poder coger la bici, se me pasó salir a correr para no perder el estado de forma y dicho y hecho! No tenía ningún tipo de vestimenta, así que cogí unos pantalones cortos, una camiseta y unas bambas Nike (típica suela de sierra) para salir a correr un rato.

Creo que no llevaría más de 2 o 3 kilómetros cuando me empezaron a coger mareos, me quedé pálido…. y en ese momento pensé que correr no era lo mío, pero por motivos de cabezonería y una vez había llegado a mi casa y me había pegado una ducha, me dije a mi mismo que mañana tenía que intentar volver a correr la misma distancia y así repitiendo varios días hasta que sin darme cuenta ya me parecía poco esa ruta y cada vez la iba alargando….

Con esto te quiero animar a que si cuando ves a un corredor por la calle y se te pasa por la cabeza que también a ti te gustaría salir a correr, que lo hagas. Es posible que los primeros días no van a ser los mejores, no! pero si eres insitente seguro que cada día te vas a notar mejor, además vas a notar sensaciones que seguramente nunca has notado y vas a estar muy contento de haber empezado a correr, ir en bici o practicar aquel deporte que te provoque admiración.

Así hasta hoy!

Estoy enormemente agradecido de haber empezado a correr, incluso aunque sea un poco de mal gusto estoy contento de que ese 12 de junio sufriera una luxación que después me permitió no solo conocer el mundo del Running sino también el del Triatlon y hasta hoy en los que mis objetivos van cada día un poco más allá!

Si te ha gustado este post, compártelo!
Pin It

Suscríbete!

Deja un comentario:

Leave a Reply